04 sep 2019
CEOE-CEPYME Cantabria

Los datos que analizan la evolución del empleo refuerzan la teoría de la paralización de la actividad en Cantabria

Para los empresarios cántabros, “la foto de la economía regional a día de hoy es la de una Comunidad en la que el sector servicios sigue sin ser capaz de tirar con fuerza y el resto se estanca”.

Costa cántabra

Todos los sectores económicos, rangos de edad y géneros registraron en Cantabria en agosto datos de contratación negativos. La mayor subida en el número de desempleados es la que ha experimentado el sector servicios, con 227 parados más, seguido de la construcción con 45, la industria con 17 y la agricultura con dos.

Para CEOE-CEPYME, “los datos que analizan la evolución del empleo refuerzan la teoría de la paralización de la actividad en Cantabria”.

Si en 2017 en la Comunidad bajó el paro un 2,29% y en 2018 subió un 0,74%, en 2019m se ha producido una subida del 0,89%. La curva que estos datos dibujan lleva a pensar que Cantabria comienza a mostrar los datos de ralentización económica que ya afectan a la economía nacional.

Esta preocupación queda avalada también por un descenso anual del desempleo a nivel regional del 2,69%, dato peor que la media nacional del 3,65%.

Para CEOE-CEPYME Cantabria, “la foto de la economía regional a día de hoy plasmada en estos datos es la de una Comunidad en la que el sector servicios sigue sin ser capaz de tirar con fuerza y el resto de sectores se estanca”.