DESCUBRE EL DIARIO DIGITAL DE LAS EMPRESAS Descubre nuestro portal dedicado a los empresarios CERRAR (X)
11 oct 2017
Formación

Trabajadores de Schindler y Magaiz reciben acreditación oficial y reconocimiento profesional

En un Procedimiento PEAC impulsado por CEOE Aragón y desarrollado con la Agencia de Cualificaciones del Gobierno de Aragón

Un total de 45 trabajadores de las empresas Schindler y Ascensores Magaiz han recibido los Certificados de Acreditación de Competencias en Instalación y Mantenimiento de Ascensores y Otros Equipos Fijos de Elevación y Transporte obtenidos por medio del Procedimiento de Evaluación y Acreditación de Competencias Profesionales (PEAC), desarrollado por la Agencia de Cualificaciones del Gobierno de Aragón a propuesta de CEOE Aragón y la Asociación de Empresas de Ascensores de Aragón, encargadas de la orientación e información a las empresas y sus trabajadores en el mismo.

Ascensor

Según informó la patronal aragonesa, los PEAC permiten a trabajadores y profesionales de todos los sectores de actividad acreditar oficialmente su experiencia laboral a lo largo de los años y, por tanto, facilitar su reconocimiento y proyección profesional, sin necesidad de realizar cursos de formación adicionales. Sus competencias se comprueban a través de la recopilación de evidencias de su vida laboral, entrevistas y, en su caso, pruebas de evaluación; obteniendo el Certificado de Profesionalidad correspondiente.

Además de la oferta pública de procesos PEAC, convocados directamente por el Gobierno de Aragón, entidades como CEOE Aragón pueden  promover su puesta en marcha, como en este caso, para ocupaciones y sectores cuyas empresas lo demandan y no encuentran acomodo en la oferta existente, siempre en colaboración con la Agencia de Cualificaciones del Gobierno de Aragón, ha señala la organización empresarial.  

CEOE Aragón participa de forma activa en este tipo de procesos desde 2009, “tanto en el marco de programas dirigidos desde el Gobierno y los agentes sociales a la reinserción laboral de trabajadores que perdieron sus empleos durante la crisis en automoción, comercio, construcción y hostelería como, desde 2015, impulsando convocatorias y acompañando a empresas y trabajadores, en actividades y sectores que lo requieren como forestal, instalaciones eléctricas frigoríficas,  agroindustria, guías ecuestres o montaje y mantenimiento de equipos eléctricos y electrónicos”.

En su opinión, “los procedimientos de acreditación de competencias favorecen el aprendizaje y el incremento de la cualificación profesional a lo largo de la vida y son un factor de competitividad para las empresas”.